05 enero, 2012

Mientras a los ciudadanos nos ahogan con los recortes y nos frien a impuestos...



Según un decreto aprobado el pasado 31 de diciembre, a la Iglesia se le van a asignar 13 millones de euros mensuales, y se le otorgarán numerosas ventajas fiscales.

Se puede tocar todo: sanidad, educación, cultura, igualdad y demás cosas "intrascendentes". Ahora, "lo trascendente", ni tocar!

Si yo me pago mis vicios, ¿por qué los católicos no se pagan los suyos?
Si yo pago para ir a ver un concierto, un partido deportivo, una obra de teatro... ¡qué paguen los creyentes por ir a misa y sufraguen sus aficiones!

0 comentarios:

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

Enlaces a esta entrada:

Crear un enlace

<< Página principal


Visitor Map
Create your own visitor map!
Free Web Counter
Free Counter